Feb 06 2006

Un joven enamorado

La dulzura de tus ojos,
que reflejan tu sentir,
embarnecen mi espíritu,
para unirse al tuyo,
regresando tu mirada
enlazando nuestros seres,
viendo por afuera nuestro adentro,

Como es este cariño?
dándose a tí y retornando
transformado en tus caricias,
aquellas que aún sin tocarnos
me poseen.

Cada vez que nos besamos,
no lo inician nuestros labios,
sino nuestras almas,
así es como el beso,
es un sello del pacto
para dejar de ser dos,
y ser solo uno.

Share

Comments

comments

Enlace permanente a este artículo: http://sesolibre.com/2006/02/un-joven-enamorado/

1 comentario

  1. “viendo por fuera nuestro adentro”, con permisito…me llevo esta frase y no es plagio,jejejje. Muy lindo Eduardo ese poeta que tienes dentro. Saludos.

Deja un comentario

Your email address will not be published.