«

»

Abr 23 2007

Me parezco a…

Sesolibre me gusta porque todo mundo vacía aquí las alforjas de las andanzas en la interné.
Aquí está pues, mi primera y espero no sea la ultima colaboración:

Para aquellos apasionados del tema de la genealogía, genética, y asuntos relacionados con el “es igualito a mí cuando era chico…” “tiene la boca de su papá…” “no manches, volviste a nacer…” encontré este sitio:

http://www.myheritage.com

Es interesante por lo que hace el software, pero el resultado puede levantar más de una ceja por ahí acompañado de un: “y ese mono ¿quién es?”
Pa pronto: subes una foto tuya, de preferencia de frente, y en unos segundos tendrás una lista de “celebridades” con las cuales se tiene un parecido, manque sea solo el color de ojos.

Obviamente la lista de los mentados “notables” cuenta con muchos gabachos por delante, y lástima para aquellos que deseaban confirmarle al mundo su parecido con el ídolo de Guamuchil o con el charro cantor, pues parece que tendrán que esperar futuras versiones.

Su uso es definitivamente simple como cualquier herramienta de point and click y al final, se puede obtener una peliculita Flash para ligar a blogs o páginas cualquiera.

Click, click, click, y le puedes enviar a tu abuelita un retratito tuyo muy similar a esas clásicas caritas en difuminado sepia colgadas en su sala, arriba del sillón con carpetas… Nomás que reloaded y definitivamente con roce internacional.

Divertido y levanta morbo, pues al fin podrás confirmarle a ese “querido amigo” que deveras deveras se parece a Fidel Castro.

Comments

comments

Sobre el Autor

alberto estrada

Consultor de corazón acostumbrado a torear ingenieros y clientes molestos.
Chancho también de corazón, escribo con otro carnal, el chanchopensante.com

Amante de la vida. Ese soy yo.

Enlace permanente a este artículo: http://sesolibre.com/2007/04/me-parezco-a/

6 comentarios

Ir al formulario de comentarios

  1. Rodrigo

    Pues no queda más que visitar el sitio que recomiendas y haber si me parezco a quien siempre dicen que me parezco (no lo cito porque en realidad no estoy orgulloso de eso 😀 ).
    Sigue escribiendo Alberto creo que tus líneas son muy frescas.

  2. Ivanius

    Bienvenido, Alberto. Esperamos leerte más seguido por estos lares, igual que a otros Castores que ojalá se den por aludidos. Un abrazo.

  3. Rodrigo Alcazar

    Me ha encantado la lectura de tu trabajo. Y lo que mas me ha gustado es que … yo no me parzco a nadie y jamas me lo han dicho!!! Pero sobre todo es de saber que aun cuando no nos parecemos al famosillo Brad o al tal George, siempre encontraremos que nuestras neuronas son compatibles con las de determinados individuos y esto es lo importante.
    Que bonito seria que la gente te dijera – tu manera de pensar se parece a la de Gandhi- o porque no – tu sentido de la justicia me recuerda a Hitler-. En todo caso tu relato encotro albergue en mi cabeza!

  4. Rodrigo Alcazar

    Que bueno es leer algo aparentemente cotidiano que resulte extraordinario. Me da gusto de no parecerme a nadie ni que me lo hayan dicho jamas. Pero creo firmemente que las neuronas de ciertos individuos pueden ser compatibles con las de otros. Que bonito seria que la gente dijera – tu generosidad me recuerda a la Madre Teresa- o – tu sentido de la justicia es identico al de Gandhi- y porque no – tu belleza espiritual solo es comparable a la de Hitler.
    En todo caso, tu relato encontro albergue en mi cerebro…

  5. Rodrigo Alcazar

    Solo para decirles que mi ordenador habia borrado el primero de mis comentarios y crei que no lo habian recibido, es por eso que hice el segundo.

  6. Eduardo Llaguno

    Sin problema, incluso lo parafraseaste distinto.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>