Abr 12 2010

Los intermediarios

Uno de los elementos más importantes que me hicieron alejarme de las religiones “institucionales” (todas), es la función que ejercen sus ministros, monjes, sacerdotes, etc. como “intermediarios” entre tu y Dios. Aunque en el discurso  se habla de que tienes que lograr una relación personal con Dios, es claro que su función, con el tiempo se corrompe y poco a poco dejan de ser “guías” o “ayudas” y se constituyen en “intermediarios”.

Uno de los ejemplos más radicales para ejemplificar dicha “intermediación institucional” la constituye la “confesión” en el catolicismo. Solamente un ministro “formal”, puede hablar “por Dios” para darte un “perdón”. Por supuesto que al pensar en la “Confesión”, solo puedo concluir  que es un rito fabricado con motivaciones históricamente diversas y oscuras. Lo que entiendo que plantea es que, Dios no puede llegar directo a ti, o está tan ofendido contigo que necesita que alguien le avise que ya te quieres congraciar con el. La confesión la veo como una figura  degradante de Dios.

Otro elemento que surge con la intermediación entre Dios y hombre, es la “desigualdad” entre los hombres. Un sacerdote, con el tiempo, puede terminar viendo hacia abajo a sus feligreses; pensando en un “buen religioso” (como he visto con algunos monjes Budistas), lo que también pueden surgir, son feligreses que comienzan a ver a su “intermediario” hacia arriba, empequeñeciendose y, renunciando a su propia capacidad de establecer una relación con Dios.

Es fabuloso leer historias y corrientes diferentes, practicar y conocer nuevas formas. Si lo que tu sigues tiene verdaderas bases, entonces el cuestionar solo puede fortalecerte. En mi caso particular, la búsqueda solo me alejó del catolicismo y, por supuesto he estado trabajando para no ver esto con una actitud negativa (anti-cristiano), sino exactamente lo contrario, sin dejar de ver las cosas como son.

Cuando cuestiono a católicos acerca de cosas que me parecen equivocadas o sin fondo, solo encuentro respuestas “armadas”, pero sin un verdadero entendimiento, probablemente sin sustento. Respuestas donde se habla de “la gracia de Dios”, la infalibilidad del Papa, el dogma, así es y no se cuestiona, eso es fe – tu nomás lo crees y no te cuestionas porque es pecado. Este tipo de argumentos no solo son débiles sino en muchos casos huecos. Si el propio Jesucristo solo envió 2 mandamientos y después San Agustín lo simplificó a una “ama y haz lo que quieras”, que difícil es vivir con la sencillez de estos principios y entrar a una estructura con formas, fechas, obligaciones, sacrificios, servicios, ritos y otros elementos que en muchos caso

Hoy se da con más energía la renuncia de mucha gente de sus religiones formales, en mi entorno la renuncia es muy grande en el catolicismo, que es básicamente la religión predominante en mi país, y tristemente se da en una encrucijada doble:

  1. La gente que busca respuestas y “guía”
  2. La gente que se decepciona con los múltiples errores y escándalos que solo muestran la punta del “iceberg”.

La aparición de otras prácticas y corrientes, que enriquecen la vida de las personas puede verse todos los días, hoy en día la gente busca disciplinas físicas/espirituales como el Yoga (hay quienes lo ven solo  como un ejercicio). El budismo con sus enseñanzas para meditar y ponerse en paz contigo mismo. Disciplinas curativas y religiosas al tiempo, como lo es el Reiki y otras disciplinas que ni siquiera nombre portan. He tenido oportunidad de conocer gente que está envuelta en las más diversas corrientes/religiones como son: Santería, Yorubas, Rosa Cruces, Masones y hasta un muy interesante sacerdote de tradición oral Mexica, sin duda yo no sé, un rábano, de estas corrientes, pero no dejan de ser muy interesantes.

Sin duda la gente siente que tiene que hacer algo, pero con frecuencia los “intermediarios” se constituyen, en lo peores enemigos, para encontrar tu propia relación con Dios, algo que no puede intermediarse nunca, pues si se hace (aunque no te des cuenta) solo vivirás una ilusión.

-Nadie necesita un intermediario para encontrarse con su propia Divinidad.-


Share

Comments

comments

Enlace permanente a este artículo: http://sesolibre.com/2010/04/los-intermediarios/

Deja un comentario

Your email address will not be published.